Las mejores rutas para subirse la mochila a los hombros y conocer Brasil

Las mejores rutas para subirse la mochila a los hombros y conocer Brasil

Brasil es conocido, entre otras muchas cosas, por su gran extensión de más de 8.500.000 km2. No en vano es el país más grande de Latinoamérica y hace frontera con todos los países del continente a excepción de Chile y Ecuador. Este hecho, sumado a la increíble y única vegetación nacional, hacen de Brasil un país perfecto para aquellos que buscan descubrir nuevos territorios y culturas a base de largas caminatas y con la mochila a los hombros.

Recorrer el país entero en un solo viaje es prácticamente imposible, sobre todo teniendo en cuenta la inmensidad de rutas y parajes impresionantes por descubrir. Pero si se quiere disfrutar de hermosos paisajes, una enorme riqueza cultural y gastronómica y la mejor vida nocturna, ciudades como Río de Janeiro o la isla de Florianópolis nos ofrecen un perfecto resumen de todo ello.

Rio de Janeiro

Gente alegre, playa, mucho fútbol y samba. La ciudad más conocida de Brasil ofrece un sinfín de posibilidades. Tras convertirse en capital de la colonia, refugio de la corte portuguesa y, finalmente, capital de Brasil, la ciudad experimentó un desarrollo enorme en todos los aspectos hasta convertirse en la cara del país y en viva representación de la plural cultura brasileña.

Rio de Janeiro
Rio de Janeiro

Para los amantes de la historia y la cultura, el centro de Río es el lugar perfecto para comenzar el recorrido. Allí se encuentran la Biblioteca Nacional y el Teatro Municipal, dos atracciones con visita guiada que permiten conocer la historia de la ciudad. El Centro Cultural Banco do Brasil también está en la región; y en la revitalizada zona portuaria está el Bulevar Olímpico, con murales de grafiti, el interactivo Museo del Mañana, el Museo de Arte de MAR-Rio y AquaRio, un oceanario que permite observar animales marinos.

Copacabana es una de las playas más famosas de Brasil y hoy es una de las postales de Río de Janeiro. Siempre muy concurrida, la playa carioca refleja lo que es Río de Janeiro: un lugar de alto espíritu con una belleza natural única. El paseo marítimo, hecho con piedras portuguesas blancas y negras, es uno de los símbolos insignia del lugar. A lo largo de la playa hay varios quioscos con comida brasileña y con gran espacio para practicar deporte al aire libre.

En Lapa encontramos el barrio bohemio de la capital carioca y uno de los mejores lugares para vivir la vida nocturna de la ciudad y escuchar la típica «samba de gafieira», un estilo de baile de salón.

Y escapando del bullicio de la gran ciudad, Paraty es una escapada al campo ideal que combina historia, paisajes impresionantes y una belleza natural extraordinaria a apenas 240km de la capital. Conservando su arquitectura colonial, el conjunto arquitectónico original de la ciudad, compuesto por varias iglesias, el Forte Defensor Perpétuo, la Santa Casa de Misericórdia y otras casas adosadas, es de visita obligada.

Rodeada de unas 50 playas y 65 islas, Paraty es visitada constantemente por veleros, goletas y otras embarcaciones, lo que la convierte en un paraíso marítimo, y en uno de los mejores lugares de Brasil para bucear. Las cascadas que rodean la ciudad también merecen atención, como la cascada de Pedra Branca, la cascada de Penha/Tobogã, la cascada de Iririguaçu, o la cascada de Pedra Lisa/Itaquari.

Florianópolis

Florianópolis es una isla conocida por su vida nocturna y sus hermosas playas, y es popular entre los viajeros más jóvenes que buscan las mejores fiestas. En verano, sobre todo, este movimiento es aún más intenso, con varios eventos que se suceden a lo largo de la temporada. Para los que les gusta la fiesta, el programa puede empezar durante el día, ya que en Jurerê Internacional, la principal playa para los que les gusta la fiesta, hay varios beach clubs. Estos espacios tienen ambientes refinados, algunos de ellos sirven el almuerzo y durante la tarde/noche se convierten en discotecas.

Florianópolis
Florianópolis

Durante el día, Florianópolis es una ciudad para estar al aire libre. Es el lugar ideal para los que quieren disfrutar del mar y de los paisajes naturales. La vista en toda la isla es impresionante, con mucho verde, rutas de senderismo y opciones deportivas. Al sur de la isla se encuentran Praia do Campeche y Armação, desde donde parten barcos hacia Ilha do Campeche, una isla catalogada como Patrimonio Arqueológico y Paisajístico que cuenta con varios grabados rupestres y tiene una playa digna de los mares del Caribe, con aguas cristalinas. En el sur también está la Praia do Matadeiro, muy popular entre los amantes del surf.

Florianópolis es el lugar perfecto para los turistas jóvenes deseosos de conectar con la naturaleza, disfrutar de las playas soleadas y el clima cálido, y conocer gente nueva en la vida nocturna de la ciudad.